Clústers de Turismo: Cooperación para lograr competitividad.

La pasada semana tuvo lugar en Palexco (A Coruña), el primer encuentro de Clústers de Turismo de España. El encuentro tuvo por título “Cooperación público-privada e innovación”, un gran reto y una necesidad latente para las empresas y profesionales enmarcados dentro del sector.

20141127_100531

Hace tan solo unos 18 meses de la creación del Clúster de Galicia, un órgano destinado a representar, defender y difundir los intereses de sus miembros, pero sobre todo, encargado de mejorar el posicionamiento de Galicia como destino turístico. Por ello esta jornada tuvo especial interés; Conocimos algo más sobre la nueva plataforma de interacción para los agentes turísticos, teniendo en mente que no contamos con experiencia previa en este terreno. La observación de los retos a los que nos enfrentamos y los ejemplos de otras regiones españolas con este tipo de forma de actuación, son claves para ir construyendo las bases sobre las que puede asentarse el futuro de Galicia. ¿Por qué no aprender de los mejores?

Tras el acto inaugural, John Kester (OMT), nos ponía al día de los datos reales, de las tendencias turísticas y de las perspectivas de futuro a nivel no sólo europeo, sino mundial. Tras varías gráficas, sobresaturados, e incluso algo abrumados por las cifras y estadísticas llegamos a la conclusión de su exposición: la competitividad es un factor clave y para ser competitivos debemos aprovechar las oportunidades e innovar, ya que es la única forma de alcanzar la excelencia.

Un Clúster tiene como finalidad aunar esfuerzos. El hecho de asociarse implica que cada empresa aporte para llegar a un punto de encuentro común, que no es otro que defender y poner en valor una zona. Eso es lo que se pretende constituyendo este Clúster, apostar por la marca Galicia y hacerla fuerte, rompiendo con todo lo anterior.

50 son, por el momento, las empresas implicadas. Todas ellas centradas en conseguir una marca única; Una tarea un tanto complicada, ya que como bien citaba Francisco González, presidente del Clúster, cada zona mira por sus propios intereses. Partimos de unos localismos fuertemente arraigados. ¡Incluso observamos rivalidad entre geodestinos! Y esto es algo de lo que debemos partir si queremos convencer a la administración. Está claro que queda mucho por hacer; Pero por ello, el encuentro adquiere una vital importancia ¿Por qué no tomar como referencia la experiencia de otros destinos?

20141127_175300

A lo largo de la jornada se repitió en varias ocasiones la teoría de las 3 Cs, basada en: Colaborar, Coordinar y Cooperar. Ejes comunes en cada uno de los grandes ejemplos de innovación que los ponentes nos presentaron:

El Basque Culinary Center es una apuesta clara por la gastronomía, donde la formación y la investigación van de la mano. Aizega, su Director General, nos presentó este centro caracterizado por su capacidad de innovación, que cuenta con la colaboración de las instituciones públicas, conscientes de la fuerza de la oferta gastronómica para posicionar un destino.

Indudablemente la más conocidad como ciudad Condal, es uno de los mejores casos de éxito en cuanto a la colaboración Público-Privada en el sector turístico. Como relató Peré Durán, Ex Director General de Turismo de Barcelona, han sabido vender su marca por encima de todo, a pesar de tener un público objetivo muy segmentado, a lo largo de varios años han llevado a cabo una gestión impecable con unos resultados envidiables a nivel internacional.

La parte más interesante del encuentro, fue la mesa de clusterización en la que conocimos los casos de Turismo de Extremadura y el Clúster de Turismo de Tenerife. Gracias a las exposiciones de sus ponentes, podemos pasar a analizar a continuación algunos de los aspectos de este tipo de asociaciones, de los que se intuyen las claves de su éxito:

  • Cuentan con personal técnico comprometido y motivado. Creían desde el principio en el proyecto. Para ello continúan formándose y no necesitan consultoras externas, sino que contratan los servicios de las propias empresas que forman el clúster.
  • Se trata de estructuras horizontales, donde no hay jerarquías.
  • Las decisiones las toma la Junta Directiva, que en este caso es privada. Por lo que se gestiona como cualquier otra empresa. Se prescinde de un gerente, que en muchas ocasiones puede estar relacionado con la política, asegurandose de que los propios empresarios sean los que dirigen.
  • Es imprescindible que se produzcan colaboraciones público-privadas.
  • Colaboran con otros clústers sectoriales, a nivel tanto nacional como europeo.
  • Se basan primordialmente en la transparencia, algo fundamental; Incluso aseguran que todas las acciones realizadas se publican en prensa, con independencia de si han sido positivas o no.
  • Para cada proyecto se crea una Comisión de Trabajo.
  • Todo el mundo gana, todas las partes implicadas salen beneficiadas.
  • Se centran en el ámbito regional; Nunca en intereses individuales, aunque por supuesto siendo compatibles con las líneas estratégicas de cada empresa.
  • Dan prioridad a la innovación. Se fundamentan en el cliente 2.0 y la comunicación con él, la sostenibilidad, la capacitación y la búsqueda de nuevas experiencias.
  • Y por último y no por ello menos importante: creen en la autenticidad como la mayor fortaleza de cada destino.

Hemos dado el primer paso, pero… ¿Cómo se puede conseguir que el Clúster sea sostenible en el tiempo? Como enunciaban los ponentes de la mesa final, no es una tarea fácil. Las empresas tienen que obtener beneficios y estos provienen de los proyectos, por los que hay que apostar si queremos que se consoliden con el tiempo.
Debe buscarse la autofinanciación, ir un paso por delante y no depender de subvenciones. Sobrevivir es el medio, pero internacionalizar la marca de un determinado territorio es la meta final.

Otros temas que quedaron en el tintero y que podrían dan para un largo debate son: la implantación de tasas turísticas, la rentabilidad de presencia en ferias, la actualización de manera conjunta de la normativa… Lástima que no se haya propiciado una ronda de preguntas para continuar profundizando en el tema.

20141127_183508

Como reflexión final ¿Conseguirá el Clúster de Turismo de Galicia sus objetivos iniciales?
Solo el tiempo lo dirá… Lo verdaderamente importante de este tipo de encuentros, es tomar conciencia de que la imagen de marca de nuestra comunidad depende de nuestro trabajo; Todos debemos apostar por Galicia y cambiar el enfoque, tomando como referencia ejemplos tan claros de éxito. Mejorar la competividad de nuestro destino está en nuestras manos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s